El Papa Francisco ha protagonizado en sus 6 años de Pontificado muchos momentos graciosos y divertidos. Es un Papa con mucho sentido del humor, cercano y que se ríe cuando suceden situaciones extrañas o curiosas. Hemos seleccionado algunos de los momentos divertidos más representativos.

1) «Asalto» de las monjas de clausura en Nápoles

Durante el viaje pastoral del Papa Francisco a Napóles en 2015 un grupo de monjas de clausura no pudo ocultar su alegría al ver tan de cerca al Papa, por lo que le rodearon, protagonizando este divertido momento.

2) Divertida confusión en la catedral de Manila

A veces, la naturalidad del Papa Francisco puede llevar a que las personas respondan sus preguntas con total tranquilidad. En esta ocasión, el Papa estaba leyendo el Evangelio durante su viaje a Filipinas a principios de 2015 cuando se produjo esta divertida confusión.

3) El niño que quería ver de cerca al Guardia Suizo

Durante la Audiencia General los niños a veces no se quedan quietos. Este niño, en particular, estaba muy interesado en ver de cerca al guardia suizo que estaba cerca del Papa.

4) Las chicas en Argentina le rezan a San Antonio para encontrar novio

El Papa bromeó con los peregrinos en la Plaza de San Pedro sobre cómo rezan las jóvenes argentinas a San Antonio para que les busque un novio.

5) El día que al Papa le pidieron que no rezara para que Argentina ganara el Mundial

Francisco cuenta como un diplomático brasileño pidió al Papa que se mantuviera neutral en sus oraciones durante el Mundial de Fútbol.

6) Los obispos de Puerto Rico quizá necesitan beber un poco de vino

Durante la visita ad limina de los obispos de Puerto Rico en 2015, el Papa bromeó con ellos sobre la necesidad de beber vino para que le contaran que estaba pasando realmente en su país.

 

(Visited 594 times, 1 visits today)

Join the discussion No Comments

  • Gran artículo. Creo que el Papa Francisco es una gran persona. El jefe de la Iglesia católica abandonó por completo la televisión, en la que hizo su voto en 1994 y se adhiere a los ideales de la pobreza evangélica: no tiene apartamentos de lujo, un automóvil de papamo y un chef personal. Al mismo tiempo tiene debilidades mundanas. El Papa Francisco es un fanático dedicado del club de fútbol argentino San Lorenzo y en 2008 se convirtió en su miembro oficial del club de aficionados. Le deseo buena salud. Buena suerte!

Leave a Reply