Vida de Santa Faustina

Sor Faustina Kowalska nació el 25 de agosto de 1905 en la aldea de Glogowiec, Polonia y falleció el 5 de octubre de 1938 en Cracovia. Religiosa de la orden de las Hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia y mística católica polaca.​ Fue llamada por Jesús como la apóstol de la divina misericordia, y su misión fue preparar al mundo para la segunda venida de Cristo.

Difundió la devoción al Corazón Misericordioso de Jesús y decía que ”El amor es un misterio que transforma cuanto toca en algo bello y agradable a Dios”.

Solía repetir esta oración:⠀

”Oh sangre y agua que brotaron del Sacratísimo Corazón de mi Jesús, como fuente inagotable de Misericordia para todas las almas. Confiemos en Ti”.

Juan Pablo II canonizó el 30 de abril del año 2.000 a Santa Faustina y proclamó la fiesta de la Divina Misericordia, a celebrarse todos los años el segundo domingo de Pascua.

Coronilla a la Divina Misericordia

Santa Faustina es conocida por la revelación que tuvo de la Divina Misericordia. El mismo Jesús le reveló que quien rezase la oración a la Divina Misericodia recibiría la misericordia de Dios. Se reza a las 3 de la tarde, generalmente con la ayuda de un rosario.

Reza incesantemente esta coronilla… quien quiera que la rece recibirá gran misericordia a la hora de la muerte. Los sacerdotes se la recomendarán a los pecadores como última tabla de salvación. Hasta el pecador más empedernido, si reza esta coronilla una sola vez, recibirá gracias de mi misericordia infinita.

 

¿Cómo rezar la Coronilla a la Divina Misericordia?

chapletbeads - 5 de octubre: Santa Faustina Kowalska

  1. Señal de la Cruz.
  2. Oración inicial (opcional): Expiraste, Jesús, pero la fuente de vida brotó para las almas y el mar de misericordia se abrió para el mundo entero. Oh fuente de vida, insondable Misericordia Divina, abarca al mundo entero y derrámate sobre nosotros. Oh Sangre y Agua que brotaste del Corazón de Jesús, como una Fuente de Misericordia para nosotros, en Ti confío.
  3. Padre Nuestro.
  4. Ave María.
  5. Credo de los Apóstoles.
  6. “Padre Eterno, Te ofrezco el Cuerpo y la Sangre, el Alma y la Divinidad de Tu Amadísimo Hijo, nuestro Señor Jesucristo, como propiciación de nuestros pecados y los del mundo entero”.
  7. 10 veces “Por Su dolorosa Pasión” en las cuentas del Ave María. “Por Su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros y del mundo entero”.
  8. Repetir 4 decenas, rezando el “Padre Eterno” en la cuenta grande del “Padre Nuestro” y “Por Su dolorosa Pasión” en las cuentas pequeñas del “Ave María”.
  9. Al terminar las cinco decenas, en el medallón, rezar la doxología tres veces: Santo Dios, Santo Fuerte, Santo Inmortal, ten piedad de nosotros y del mundo entero.
  10. Oración final (opcional): Oh Dios Eterno, en quien la misericordia es infinita y el tesoro de compasión inagotable, vuelve a nosotros Tu mirada bondadosa y aumenta Tu misericordia en nosotros, para que en momentos difíciles no nos desesperemos ni nos desalentamos, sino que, con gran confianza, nos sometamos a Tu santa voluntad, que es el Amor y la Misericordia Mismos.

Más información en La Divina Misericordia

Patrona de la JMJ de Cracovia 2016

Santa Faustina Kowalska: Patrona de Cracovia 2016

 

Entradas relacionadas

Leave a Reply