Breve biografía de San Francisco Javier

San Francisco Javier nació en el Castillo de Javier (Navarra, España) en 1506. Desde pequeño, su madre le enseñó a rezar, acudiendo a diario a la capilla del Castillo. A los 19 años se marchó a París a estudiar. Allí conoció a Ignacio de Loyola con el que estableció una gran amistad. Ignacio lo fue acercando poco a poco a Jesucristo, ayudándolo a darse cuenta del poco valor de los bienes de la tierra y de lo mucho que valía ayudar a los demás. Le decía: “¿De qué te sirve ganar todo el mundo, todos los honores y riquezas si luego pierdes tu alma?”.

Poco a poco, Jesucristo fue ganando espacio en la vida de Javier, y al acabar sus estudios, decidió dedicar su vida a Dios y a enseñar el Evangelio por toda la tierra. Todos los que lo conocieron le describieron como una persona muy alegre y optimista, dispuesta a trasmitir a los demás la felicidad que le producía haber sido escogido por Dios para difundir su palabra.

muerte san francisco javier 300x283 - 3 de diciembre: San Francisco Javier

Datos más destacados de la vida de San Francisco Javier por años y países

  • En 1534, fue uno de los siete con que San Ignacio funda la Compañía de Jesús, y haciendo voto de absoluta pobreza, marcharon a Tierra Santa para comenzar desde allí su obra misionera.
  • A los 31 años es ordenado sacerdote en Venecia junto a sus compañeros de la naciente Compañía de Jesús.
  • A los 35 años parte desde Lisboa hacia Goa (India), donde comienza la parte más importante de su vida: la de misionero. Sus primeros años los pasó atendiendo una leprosería.
  • En 1544 parte rumbo a Malasia donde evangelizará durante seis meses. Solía adaptar las verdades de fe a la música popular, método que tuvo gran éxito en la transmisión de la fe.
  • De aquí parte a Amboino (Islas Molucas), donde recorrió varias islas predicando durante cerca de año y medio. Más que sus argumentos, convencía con su santidad y con la fuerza de sus milagros. Su predicación era constante y tenaz, regresando una y otra vez con diferentes medios hasta conseguir transmitir la fe a las personas a que se dirigía. Su único equipaje eran su libro de oraciones y su incansable ánimo para enseñar, curar a enfermos, aprender idiomas extraños y bautizar conversos por millares. Dedicaba las noches a la oración y, si no lograba dormir, pasaba horas recostado  junto al sagrario.
  • Nuevamente vuelve a la India, evangelizando allí durante un año. Cuando los enfermos eran demasiados para poder atenderlos a todos, les entregaba su rosario, que llevaba siempre al cuello, y su solo contacto los curaba.
  • Ya en 1545 se dirige a Japón, donde luego de aprender el idioma, logró traducir al japonés una exposición muy sencilla de la doctrina cristiana que repetía a cuantos estaban dispuestos a escucharle.
  • En su último viaje, salió de la India con intención de llegar a China, pero antes de llegar, cayó enfermo. A pesar de encontrarse con mucha fiebre, no se quejaba, ni pedía nada, solamente rezaba.
  • Murió el 3 de diciembre de 1552, a los 46 años. Había recorrido más de 120.000 kilómetros, como tres veces la vuelta a la tierra, conquistando corazones para Dios.
  • Fue canonizado junto a San Ignacio, y otros, por el Papa Gregorio XV, el 12 de marzo de 1622.
  • En 1904. San Pío X le nombra Patrono de las Misiones, por haber consagrado su vida a la predicación del Evangelio “hasta los confines de la tierra”.

Javierada 300x169 - 3 de diciembre: San Francisco Javier

¿Qué es la Javierada?

La llamada Javierada, es una tradición Navarra que se celebra desde el Año 1940. Se trata de ir caminando desde todas las villas, pueblos, ciudades hacia el castillo de Javier, lugar de nacimiento de San Francisco Javier.
El día de la marcha, se celebra normalmente el primer fin de semana de Marzo. Dependiendo del lugar de partida, puede oscilar desde unas horas hasta un día.

Las Javieradas son una de las peregrinaciones más importantes de las que se celebran hoy en día en España, por cantidad de participantes y por hondura religiosa. Su principal objetivo: honrar y venerar al patrón de Navarra San Francisco Javier. Consiste en realizar una peregrinación hasta Javier desde diferentes puntos de Navarra. 

Aunque en su mayoría el peregrino llega a Javier a pie, últimamente la diversidad es enorme: bici, footing, patines, por carretera, por monte, etc. Además se ha completado la variedad de Javieradas a parte de la principal: Javierada escolar, Javierada de las Familias, Javierada de los enfermos…

La palabra “javierada” se la inventó un obispo navarro, don Marcelino Olaechea.

Javierada peregrinación 300x169 - 3 de diciembre: San Francisco Javier

El castillo de Javier

El Santuario está constituido por la Basílica, el Castillo con el Museo, el Centro de Espiritualidad (Casa de Ejercicios, Centro Juvenil y Albergue Juvenil), Aula Francisco de Jasso, el archivo de Shurhammer y la Parroquia de la Anunciación en la que Francisco fue bautizado.

La reliquia de San Francisco Javier

Su cuerpo incorrupto reposa en la basílica del buen Jesús de Goa, aunque su brazo derecho fue seccionado en 1614 por un sacerdote jesuita que lo llevó a Roma. Desde 1641, allí se conserva la reliquia del brazo derecho de San Francisco Javier. La iglesia del Gesù es por tanto el corazón de la Compañía de Jesús en Roma. En ella se encuentra también la tumba de su fundador, San Ignacio de Loyola.

 

San Francisco Javier - 3 de diciembre: San Francisco Javier

Novena a San Francisco Javier

Para rezar esta Novena de la Gracia, en honor de San Francisco Javier, se debe hacer la oración para todos los días del 4 al 12 de marzo; luego un Padrenuestro, un Avemaría y un Gloria, y terminar con la oración atribuida a San Francisco Javier.

Por la señal, etc.
Señor mío Jesucristo, etc.

  • ORACIÓN PARA TODOS LOS DÍAS

Amabilísimo y amantísimo Santo: adoro con vos humildemente a la Divina Majestad y le doy gracias por los singulares dones de gracia que os concedió en vida y por la gloria de que ya gozáis. Os suplico con todo el afecto de mi alma, me consigáis por vuestra poderosa intercesión, la gracia importantísima de vivir y morir santamente. Os pido también me alcancéis la gracia especial que pido en esta novena…(aquí se piden las gracias espirituales y temporales que se desean). Y si lo que pido no conviene a mayor gloria de Dios y bien de mi alma, quiero alcanzar lo que para eso fuere más conveniente. Amén.

Un Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

  • ORACIÓN FINAL (atribuida a San Francisco Javier)

¡Oh Dios mío! Yo os amo; y no os amo porque me salvéis, o porque castiguéis con fuego eterno a los que no os aman. Vos, vos, Jesús mío, habéis abrasado todo mi ser en la Cruz; sufristeis los clavos, la lanza, las ignominias, innumerables dolores, sudores, angustias, y la muerte: y esto, por mí y por mí pecador. ¿Por qué, pues, no te he de amar, oh Jesús amantísimo? No porque me lleves al cielo, o porque me condenes al infierno, ni por esperanza de algún premio; sino así como vos me amasteis, así os amo y os amaré: sólo porque sois mi Rey y sólo porque sois mi Dios. Amén.

Oh Dios, que quisiste agregar a tu Iglesia las naciones de las Indias por la predicación y por los milagros de San Francisco Javier: concédenos que, pues veneramos la gloria de sus insignes merecimientos, imitemos, también los ejemplos de sus heroicas virtudes. Por nuestro Señor Jesucristo, que vive y reina contigo por los siglos de los siglos. Amén.