Los errores de la Iglesia al hablar de matrimonio

En su Exhortación Apostólica «Amoris Laetitia», el Papa Francisco reconoce algunos errores de la Iglesia Católica a la hora de tratar la familia y el matrimonio: «a veces, nuestro modo de presentar las convicciones cristianas, y la forma de tratar a las personas, han provocado lo que hoy lamentamos, por lo cual nos corresponde una saludable reacción de autocrítica».

En el capítulo 2 de Amoris Laetita, el Papa examina los problemas y los desafíos con los que se encuentra la familia en la actualidad. También menciona algunas dificultades y errores que ha cometido la Iglesia al enfrentarse a los cambios en el matrimonio y en las familias. Los enumeramos a continuación citando el punto correspondiente:

errores de la Iglesia al hablar del matrimonio 300x201 - Los 10 pecados de la Iglesia al hablar del matrimonio

1) Insistencia en la procreación, 2) dejando la finalidad de unión entre los cónyuges de lado

«Con frecuencia presentamos el matrimonio de tal manera que su fin unitivo quedó opacado por un acento casi excluyente en el deber de la procreación».

3) Después de la boda los nuevos esposos se quedan solos

«Tampoco hemos hecho un buen acompañamiento de los nuevos matrimonios en sus primeros años, con propuestas que se adapten a sus horarios, a sus lenguajes, a sus inquietudes más concretas».

4) Ideal del matrimonio abstracto y lejano

«Hemos presentado un ideal teológico del matrimonio demasiado abstracto, casi artificiosamente construido, lejano de la situación concreta y de las posibilidades efectivas de las familias reales. Esta idealización excesiva, sobre todo cuando no hemos despertado la confianza en la gracia, no ha hecho que el matrimonio sea más deseable y atractivo, sino todo lo contrario».

5) Insistencia en cuestiones doctrinales, bioéticas y morales

«Durante mucho tiempo creímos que con sólo insistir en cuestiones doctrinales, bioéticas y morales, sin motivar la apertura a la gracia, ya sosteníamos suficientemente a las familias, consolidábamos el vínculo de los esposos y llenábamos de sentido sus vidas compartidas». 

6) Imagen del matrimonio como peso que soportar para toda la vida

«Tenemos dificultad para presentar al matrimonio más como un camino dinámico de desarrollo y realización que como un peso a soportar toda la vida». 

7) Dificultad para formar las conciencias 

 «Nos cuesta dejar espacio a la conciencia de los fieles, que muchas veces responden lo mejor posible al Evangelio en medio de sus límites y pueden desarrollar su propio discernimiento ante situaciones donde se rompen todos los esquemas. Estamos llamados a formar las conciencias, pero no a pretender sustituirlas».

8) Actitud defensiva

«Muchas veces hemos actuado a la defensiva, y gastamos las energías pastorales redoblando el ataque al mundo decadente».

9) No mostrar el matrimonio como camino de felicidad

«Con poca capacidad proactiva para mostrar caminos de felicidad».

10) Percepción de la Iglesia como alejada de las enseñanzas de Jesús

«Muchos no sienten que el mensaje de la Iglesia sobre el matrimonio haya sido un claro reflejo de la predicación y las actitudes de Jesús».

 

Leave a Reply