No necesityo el sol A e1622118491482 - No necesito el sol

Es absurdo dividir a la gente en buena y mala.
La gente es tan solo encantadora o aburrida.
Oscar Wilde-

  Cuentan que una niña, Cris, tenía una abuela muy mayor, sin movilidad, cabellos blancos, con más arrugas en la cara que años en el cuerpo.
La familia de Cris vivía en una casa de campo. Todos los días el sol asomaba por las ventanas del sur, pero la abuela vivía en la cara norte y allí nunca entraba el sol.

Un día Cris dijo a su padre:
─¿Por qué el sol no entra en la habitación de la abuela?
 ─No hay sol en las ventanas del norte.
 ─Entonces giremos la casa, papá.
 ─Es demasiado grande para eso.
 ─¿La abuela nunca tendrá sol en su habitación?
─Claro que no, hija, a no ser que tú puedas llevarle un poco.

Desde ese día, Cris pensaba y pensaba cómo podía llevarle un rayo de sol a su abuela. Cierta mañana, mientras jugaba en el jardín, sintió los rayos de sol en su cabello, se sentó y los vio reflejados en su regazo.

Ah, ya sé. Cogeré los rayos en mi vestido y se los llevaré a la abuela.
     Se levantó de un brinco y entró en la casa a la carrera.
─¡Mira, abuela, mira! Aquí te traigo rayos de sol.
 Y abrió el vestido, pero no había rayos a la vista.
 ─Asoman por tus ojos, mi niña ─dijo la abuela─, y brillan en tu cabello brillante y dorado. No necesito el sol cuando te tengo conmigo. 

Dicen que el poeta nace y se hace, pues con las personas encantadoras ocurre la mismo. Hay personas carismáticas que tienen un don especial que les permite atraer y conquistar a todas las personas que se encuentran, pero también hay personas que han aprendido, a lo largo de sus vidas, que una gota de miel atrae más moscas que un barril de vinagre.
Toda persona que quiera resultar encantadora tiene muchas opciones de serlo. El encanto, el carisma y el magnetismo son habilidades que se pueden desarrollar con el tiempo, no importa quién seas. Si mantenemos en nuestra mente el objetivo de ser más irresistibles y encantadores, pronto adoptaremos hábitos que nos hagan ser así.

La gente atrayente sabe siempre cómo relacionarse con los demás. Sin importarle las diferencias, encuentran puntos en común para la creación de una relación amistosa con las personas.

Hay personas que, por diversas circunstancias, llevan una vida bastante sombría. ¡Qué bueno sería que nos esforzásemos, al modo de Cris, de iluminar sus existencias sin necesidad de sol!

(Visited 39 times, 1 visits today)

Entradas relacionadas

Leave a Reply