¿Qué es iMisión?

iMisión es una red de católicos de distintos movimientos, congregaciones, familias religiosas… de todos los estados de vida: laicos, consagrados y sacerdotes, que comparten una misma inquietud y llamada: evangelizar en Internet.

Sus fundadores son dos grandes personas: Xiskya Valladares, también conocida como «la monja tuitera» y Daniel Pajuelo, o «smdani» (el cura rapero que tiende puentes a través de Youtube).

https://twitter.com/smdani/status/1137397108779245568

Sus colaboradores son personas de distintas familias religiosas. Esa variedad es un signo de la Comunión a la que se sienten llamados y quieren sembrar a través de su compromiso misionero en el Continente Digital.

Nosotros los conocimos en la red, y asistimos al primer congreso de iMision en el 2014 en Madrid. Desde entonces, hemos participado en todas las jornadas y congresos que han organizado y colaborado en lo que ha hecho falta y hemos podido. Nos sentimos unos privilegiados de poder sumarnos y formar parte de a esa gran familia de evangelizadores digitales. Juntos se llega más lejos, se rema mejor.

¿Cuál es el fin de iMisión?

iMisión ha creado una plataforma con el propósito de:

  1. Conocer (crear una red de iMisioneros): Establecer lazos que fortalezcan la comunión eclesial. Favorecer el encuentro digital y presencial para apoyarnos unos a otros.
  2. Formar: Dada la constante evolución de Internet es necesaria una formación continuada que nos ayude a encarnar en este ámbito el anuncio del Evangelio. Desde 2018 ofrecen cursos online certificados: Conecta iMisión.
  3. Organizar iniciativas de encuentro: Celebran un evento anual con el fin de favorecer la creación de sinergias y la formación. En su web puedes acceder a su histórico de eventos anuales.

D8fq858XUAAp 4k 1024x769 - iJornada19: encuentro, formación y oración

Algunos de los ponentes de la #iJornada19

3 cosas que aprendimos en la iJornada19 de iMisión

Este año participamos en una iJornada presencial, que tuvo lugar el sábado 8 de junio de 2019 en Mallorca, y una quedada tuitera en la que se compartieron las ponencias y talleres a través de la cuenta de @iMision y el hashtag #iJornada2019.

Como en otras ocasiones, participamos como ponentes en dos de los talleres. En esta ocasión los elegidos fueron: «Planifica y gestiona mejor tu tiempo con estas herramientas digitales«, a cargo de nuestra DirCom, Cris GH; y «Lenguaje, tono y estilo para comunicar la fe en Internet«, a cargo de nuestra directora de proyectos, Inma de Juan.

Se podrían destacar muchas cosas de la iJornada19, pero nosotros nos quedamos con estas 3:

1. Nadie da lo que no tiene: importancia de la oración.

2. Juntos, llegamos más lejos: la riqueza de la Iglesia es su diversidad.

3. Renovarse o morir: el siempre se ha hecho así, ahoga la creatividad y anestesia la vida.

1) Nadie da lo que no tiene: importancia de la oración

La iJornada19 empezó con oración y también terminó con la celebración de la Santa Misa de la Solemnidad del Espíritu Santo. ¿Coincidencia? Puede ser… pero un cristiano intuye detrás de las casualidades la «mano amorosa de Dios». Si no rezamos, nada de lo que hagamos tendrá eficacia y dará fruto.

Así lo expresó el Papa Francisco en su vídeo mensaje a los participantes de la iJornada19: «Debemos aprender a decir las cosas con projimidad, con cercanía, para expresar la ternura«. Y la ternura, el cariño, brota del amor de Dios. Es el lenguaje de Dios. Y para eso, primero hay que dejarse querer por Él, escucharle, tratarle y amarle. Si no, ¿qué vamos a comunicar a los demás?

2) Juntos, llegamos más lejos: la riqueza de la Iglesia es su diversidad

Sin duda alguna la fuerza y la riqueza de iMisión radica en reunir y apoyar a todo tipo de movimientos e instituciones de la Iglesia católica. Aprender de otros, sumar fuerzas y abrir horizontes siendo cada cual distinto, es un tesoro que debemos custodiar y agradecer.

No hay que confundir unidad con uniformidad. Vivir la unidad es vivir la comunión; sabernos parte de una misma familia, la familia de los Hijos de Dios. Sin embargo, la uniformidad conduce a encerrarnos en un gueto, a perder esa riqueza y frescura que genera la variedad. Y conduce a confundir lo esencial con lo accidental.

Conviviendo tan de cerca con los otros ponentes de la iJornada uno cae en la cuenta de esto manera evidente.

https://twitter.com/smdani/status/1137126438899990528

3) Renovarse o morir: el siempre se ha hecho así, ahoga la creatividad y anestesia la vida

Vivimos en un mundo en continuo cambio y aceleración. No podemos quedarnos anclados en el ayer. La tecnología no es ni buena ni mala en sí misma. Depende del uso que le demos y la actitud con la que lo hagamos. Tiene un gran potencial. Nos permite mantenernos en relación con gente muy alejada de nosotros y establecer vínculos, intercambiar puntos de vista, crear lazos de amistad. La llegada de internet y la redes sociales han hecho surgir un nuevo continente: el continente digital, al que estamos llamados también a Evangelizar. Para ello es necesario aprender su lenguaje, servirnos de sus herramientas y de todas las posibilidades que ofrece para comunicar la fe. Por eso debemos formarnos y estar en continuo aprendizaje.

Y si este gran aperitivo te ha gustado, no te pierdas los cursos online de iMisión, donde podrás seguir aprendiendo sobre la Evangelización Digital.

https://twitter.com/iMision/status/1139257894183022593

¡Hasta la próxima iJornada!

Leave a Reply