murillo sagrada familia san juan - Se deshacen los planes - Miércoles I Semana de Adviento

José habla con María, a solas, en la plaza del pueblo. Ambos se agarran las manos. A María le corre una lágrima por su bello rostro. Ella tenía todo preparado. Su madre, Ana, había perfumado todos los lienzos para vestir al niño tras su nacimiento.

José ya había hecho una cuna de madera de olivo. Sólo quedaban pequeños retoques.

José hace esfuerzos por no llorar, aunque luego lo hará a solas en su oración…


-Cada día de Adviento publicamos una nueva entrada. ¡No te pierdas cómo sigue la historia!-

Entrada anterior: José se preocupa por María y el Niño – Martes I Semana de Adviento

Entrada siguiente: Las gentes se disponen para viajas – Jueves I Semana de Adviento

(Visited 247 times, 1 visits today)

Join the discussion One Comment

Leave a Reply